jueves, 9 de octubre de 2014

Volvo saca 450 CV de un 2.0L con tres turbos

Bautizado High Performance Drive-E es una maravilla técnica que tenés que conocer. 


El downsizing es el método actual utilizado por la mayoría de las automotrices para reducir los consumos sin disminuir la potencia. La clave es combinar bajas cilindradas con uno o más turbos y sumarle otros adelantos como inyección directa de combustible y variadores de válvulas. El método ha probado ser muy efectivo, pero ahora Volvo tiene algo muy especial entre manos.

El nuevo High Performance Drive-E Concept toma a su nuevo 2.0L de cuatro cilindros y le coloca 3 turbos, dos convencionales en paralelo y un tercero de accionamiento eléctrico. El truco está en que el tercer turbo no alimenta a los cilindros, sino que le da empuje a los otros dos aumentando la potencia y combatiendo el famoso turbolag o demora clásica de estos sistemas.

Volvo ya anunció un 2.0L cuatro cilindros de 320 CV de la nueva familia Drive-E para la nueva XC90, pero en este caso, la potencia se eleva a 450 caballos, unos ¡225 CV por litro! una relación cilindrada potencia difícil de encontrar en inclusive en hiperdeportivos como el Koenigsegg Agera One:1.

¿Podrá el nuevo High Performance Drive-E cumplir la promesa de Volvo de no producir motores de más de 4 cilindros, pero sin defraudar a sus clientes que buscan más potencia?

A continuación te dejamos un video oficial de Volvo que está en inglés, pero te permite curiosear un poco sobre este increíble motor. Además tenés la Galería de fotos para admirar los detalles del High Performance Drive-E Concept.

Video:

fuente: auto-cosmos.