martes, 5 de agosto de 2008

Las bujías y su utilidad en la detección de fallas del motor

Las bujías también son un excelente medio para evaluar posibles fallas en el
motor del vehículo según sea su aspecto después de tener cierto tiempo
instaladas:




  • Bujía cubierta con hollín, indica un desajuste de la mezcla (carburador,
    inyección) puede estar originado por una mezcla muy rica, filtro de aire muy
    sucio, condiciones severas de manejo (tráfico de corta distancia), grado térmico
    muy frio, entre las más importantes que a su vez repercuten en fallos al
    encender y arrancar.
  • Bujia cubierta de aceite o "mojada" su causa es un exceso de aceite en la
    cámara, en este caso, también se presentan fallas al encender y arrancar el
    vehículo, se recomienda chequear el motor, en motores dos tiempos, la mezcla de
    aceite y combustible debe ser adecuada. Cambiar la bujia una vez realizados los
    chequeos pertinentes. 
  • Electrodo central fundido y electrodos fusionados causado por sobrecarga
    térmica por autoencendidos debidos a un ajuste inicial del punto de encendido
    demasiado avanzado, residuos de combustible en la cámara, válvulas con defectos,
    distribuidor deteriorado, baja calidad de la gasolina asì como grado térmico muy
    bajo; se recomienda revisar el motor, el encendido y la preparación de la
    mezcla. Cambiar las bujías por una de grado térmico adecuado.   
  • Desgaste del electrodo central, es la falla típica de las bujías desgastadas
    por uso, se sienten fallas en el encendido, básicamente al acelerar y se
    recomienda cambiar las bujías.
  • Depósito de plomo, causados por aditivos de plomo en el combustible, dicha
    capa puede volverse un conductor eléctrico y generar fallas a el encender el
    motor, se recomienda cambiar las bujias, ya que limpiarlas resulta
    inútil.  
  • Formación de ceniza; la causa son componentes de aleación del aceite, puede
    ocasionar autoencendidos con pérdida de potencia y daños en el motor. Se
    recomienda arreglar el motor, cambiar las bujias y el tipo de
    aceite.  
  • Considerable desgaste del electrodo de masa es causada por aditivos
    agresivos en el combustible y aceite. Influencias desfavorables al flujo dentro
    de la cámara de combustión, posiblemente debidas a depósitos. Picado del motor.
    No hay sobrecarga térmica. Repercusión fallos del encendido, especialmente al
    acelerar. Remedio bujías nuevas.
  • Rotura del pie del aislador, causado por deterioro macánico por golpe, caida
    o presión ejercida sobre el electrodo central al efectuar una manipulación
    inadecuada, se evidencia en fallas en el encendido, el remedio es cambiar las
    bujias.